Sucursal
Matriz
  • Tu pedido gratis en 24 hrs

La estrella que guió a los tres Reyes Magos.

Estrella de belen

La estrella que guió a los tres Reyes Magos, Melchor, Gaspar y Baltazar hacia el portal de Belén donde nació Jesús, ¿era realmente una estrella?

Eléctrica San Miguel

A través de los siglos, historiadores y astrónomos han buscado una explicación científica al fenómeno brillante que iluminó el camino de los reyes de Oriente que visitaron a Jesús, y que recordamos el 6 de enero en todo el mundo.

El primero que dijo haber visto una estrella sobre el cielo de Judea fue Mateo, evangelista y discípulo de Jesús. Mateo escribió aquel relato en un capítulo de la Biblia, que es uno de los textos más antiguos de la humanidad. Así surgió la historia de la estrella de Belén que trasciende hasta nuestros días.

Una luz que brilla en el cielo

Entonces, para explicar la existencia de la estrella que guió a los tres Reyes Magos hay dos puntos principales: 1) Los eventos astronómicos que tienen registro desde el inicio de la humanidad 2) La fecha en que nació Jesús, que pudo no haber sido diciembre, sino abril, en primavera, con una variación de seis años.

Estas han sido las pistas para dar con la existencia de algún fenómeno natural que haya generado esa luz brillante en Medio Oriente que Mateo distinguió en el Este, y que ayudó a los magos para llegar al Sur de Jerusalén, hoy Cisjordania, en Palestina.  

¿Era una estrella?

Según los estudiosos, la estrella que guió a los tres Reyes Magosla hacia Belén se explica con alguna de las siguientes teorías:

Un cometa.

Los cometas cuando pasan por la tierra brillan en el cielo y mantienen su esplendor durante varios meses. El cometa Halley, que es uno de los más conocidos, puede verse cada 76 años desde la tierra. Los astrónomos confirman que en Judea, donde nació Jesús, pasó un cometa en los primeros años después de Cristo (d.C.).

Una estrella.

También es probable que lo que Mateo observó fuera una nova, que es la explosión de una estrella cuando muere. Este fenómeno puede ocurrir de repente y llenar el cielo de luz con un brillo que dura varios días o semanas. Desde la tierra se pueden ver estas novas cada 20 años,. Sin embargo, no existe registro de que en los primeros años d.C. se haya visto una fenómeno de esta naturaleza.

Varios planetas.

Otra teoría es que la luz en el cielo se debió a la conjunción de varios planetas. Expertos indican que entre el año 2 y el año 7 a.C. se unieron Marte, Júpiter y Saturno en la constelación de Piscis, y un astrónomo alemán en el siglo XVII registró la conjunción de Júpiter y Saturno en el año 6 a.C. en la constelación de Aries.

Una estrella de ilusión

Aunque no podamos comprobar la existencia de una estrella que iluminó el cielo de Judea, el mundo entero recuerda cada año la mítica visita de unos reyes de Oriente a un portal en Belén. Se dice que eran magos y que llevaron regalos a un recién nacido.

Hasta nuestros días, cada 6 de enero millones de niños imaginan ver tres estrellas que brillan en el cielo de la noche y esperan con ilusión la visita de aquellos Reyes Magos.

Sabías qué…

Colocar una lámpara en forma de estrella hasta arriba de un árbol de pino y decorarlo con luces son tradiciones que nos recuerdan la Navidad y la estrella de Belén.

Para los romanos los cometas anunciaban el nacimiento de un rey, de un dios, o anunciaban una muerte, como la del general Agrippa que se asocia con la aparición del cometa Halley en el año 11 d.C.

Deja una respuesta